lunes, septiembre 02, 2013

Adiós, Madrid

En el último capítulo de la serie Friends, titulado “The Last One”, los seis amigos se despiden en un apartamento vacío tras compartir los últimos diez años de su vida. Mónica y Chandler se mudan a una casa a las afueras en busca de un hogar más amplio para sus mellizos recién nacidos. Ross y Rachel – a quien el apartamento vacío le parece más pequeño que amueblado – deciden retomar la relación que interrumpidamente han mantenido durante la última década, mudándose los dos al apartamento que ya compartieron tras el nacimiento de su hija Emma. Joey se traslada a Los Angeles para trabajar en Hollywood. La pareja formada por Phoebe y Mike son los únicos personajes de los que no sabemos adónde se mudan ni de su devenir.


© Fotografía del autor.

Diez temporadas en Chamartín, al igual que en Manhattan, dan para mucho. Para compartir piso con amigos; para recibir a estudiantes extranjeros que terminaron siendo amigos; para vivir en pareja; para organizar todo tipo de fiestas – desde concursos de tortillas a shag parties pasando por Thanksgiving; para recibir a la familia; para tomar el té todas las tardes; para llorar; para desayunar en la cama; para jugar con Roko; para disfrutar del sol desde el sofá; para consolar a amigos; para coleccionar tazas; para reír; para hacer y deshacer maletas y para meter todos estos recuerdos en cuarenta y dos cajas. La pasada semana cerré por última vez la puerta de la que fue mi casa durante los últimos casi doce años. O como diría el amigo Rafa M.: “Para ilustrar cada situación de la vida real existe un episodio de Friends”.

El próximo sábado 14 de septiembre se celebrará en Madrid la tercera edición del festival DCODE. Una de las bandas que participará es Capital Cities. Ahora dale al play y disfruta de uno de sus temas: “Safe and Sound”.


Hasta el próximo lunes, si la vida lo permite.

2 comentarios:

Anónimo dijo...

Te echamos de menos y, de tu casa, yo echaré de menos las fiestas de acción de gracias...

José Luis dijo...

¡Anónimo!

Muchas gracias por tu comentario.

¡Un beso!