miércoles, junio 16, 2010

Viene y Va

Para Sandra, Ester, Ana, Cristina, Almudena, Inés, Laura, Belén, Manuel, Adrián, Abel, Pedro, Enrique, Ricardo, Daniel, Sergio, Javier, con afecto.

¿A qué hora se come en esta casa? ¿Os habéis traído comida? Yo propongo a las 13:45, que el comedor no estará tan lleno. ¿Qué tal a las 14:15? Habrá que hacer hambre, ¿no? ¿Podremos algún día ponernos de acuerdo en la hora para comer? Ya son y cuarto, ¿bajamos? Bajad ya que tenemos mesa. Hola, ¿qué tal? ¿Qué os habéis traído hoy? Yo una ensalada; yo cocido del domingo; yo unos filetes. ¿Dónde están estas chicas? Ya sabes, bajarán a y media. Tenemos chico nuevo en la oficina. Pues sí, pues sí. Soy José Luis, ¿te he dicho que a media tarde me entra un hambre canina? Toma, coge una chips ahoy. Muchas gracias. Aquí hay un trato. Esta caja la he comprado yo, la compartimos y cuando se acabe, la próxima la compras tú, ¿vale? Trato hecho. ¿Pilateáis hoy? Hoy no puedo, así que te dejo mi hueco. Yo sí, así que no me abandonéis los dos. Yo te acompaño, que hoy sí que lo necesito. Además, hoy tenemos profesor, no profesora. Buenos días padre. ¿Qué? Eso digo yo, ¿qué? Pues que estoy más entallin que entallin, así que nada. Avísame cuando no estés entallao y voy a verte. ¿Ha pasado algo? No, es un cotilleo. Okay. Con dios.


“El Principito se pone la corbata” es el último libro publicado por Borja Vilaseca, periodista de El País. El libro, en palabras del propio autor, “es una fábula aparentemente inocente […] inspirada en El Principito, de Antoine de Saint-Exupéry […] pone de manifiesto el profundo cambio que pueden experimentar los seres humanos y, por ende, las organizaciones de las que forman parte, cuando toman consciencia de su verdadero potencial, poniéndolo al servicio de una función necesaria, creativa, sostenible y con sentido.” El espacio de El País Semanal del que se encarga Borja Vilaseca es el reportaje de Psicología de los domingos. Uno de los artículos de EPS de Vilaseca fue publicado bajo el título“¿Qué me aporta mi actual trabajo?”. En él hace referencia a los dos filósofos Steven Covey y Fredy Kofman. Afirman que “el verdadero éxito [profesional] implicará tres cosas: "Hacer lo que amamos" […] que nos apasione y nos haga vibrar […] "amar lo que hacemos" […] que depende, sobre todo, de nuestra actitud […] y concebir dicha profesión con "vocación de servicio", siendo muy conscientes de que la auténtica felicidad brota de nuestro interior […]”.


Buenos días compañeros del metal, ¿qué se cuece hoy por aquí? Por aquí todo bien, ¿qué tal el fin de semana en la estepa rusa? ¿Mucho frío? Joder tío, más frío hace en Burgos, pero no he ido a Burgos, este finde he currado en el periódico. No sé si traerme un kettel para hacerme infusiones en la oficina, estoy un poco cansado de traerme el termo todos los días. Pues tráetelo. Creo que sí me lo voy a traer. Por cierto, ¿has visto ese pedazo de taza termo? Sí, ¡pídesela, no la usa! Y por favor, deja de tirarle los trastos al otro. Sr. Ramos, ¿qué tal está usted? Bien gracias, ¿y usted? Perfectamente. Precisamente quería hablar con usted de algunas cuestiones que hay ahí pendientes. Pues le acompaño. Pase usted delante. No, pase usted y así le veo el culito. Hola guapo, ¿qué tal el fin de semana en su tierra? Muy bien, ¿vas a ir también a mi pueblo? Yo no, pero el equipo sí que irá. He visto que les tiras los trastos a otros. No te preocupes, soy un monógamo consecutivo convencido. Ellos son la elegancia personificada. A ti te falta el uniforme de consultor. ¡Qué me gusta un hombre en traje! ¡Qué fuerte me parece todo!


El periodista de El País Borja Vilaseca, en su artículo “¿Qué me aporta mi actual trabajo?” hace referencia a un estudio de la Universidad de Alcalá. Según el estudio, “Más allá de la desigualdad salarial, los empleados españoles también se quejan del mal ambiente laboral, marcado por jefes tóxicos y horarios rígidos, que les impiden disfrutar de su profesión y conciliar su vida personal, familiar y laboral.” Me pregunto cuáles son las claves para formar un buen equipo de trabajo. ¿Cuál es el secreto para cocinar un buen ambiente en una oficina, en un equipo de personas que trabajan juntas? La respuesta, la calidad de los ingredientes. En primer lugar, seres humanos de primera calidad. Añadimos el respeto por sus semejantes y el sentido de la responsabilidad a partes iguales. Removemos bien, añadimos una pizca de amor, otra de buena voluntad. El plato debe servirse recién hecho y las cantidades a elegir, en función de los comensales. Me sorprende la sorpresa que provoca el empeño en cuidar las relaciones de las personas con las que trabajas. ¿Cuántas horas al día pasas con tu compañero de trabajo? ¿Y con tu pareja?


Buenos días chicos. Buenos días José Luis, ¿qué tal? Vamos a por un café, ¿te vienes? Dejadme encender el ordenador y voy para allá. ¿Qué tal el fin de semana? Bien, he salido, he trabajado, he descansado. ¿Qué tal el vuestro? Bien, como siempre, pero cuéntanos tú, que no nos cuentas nada. ¿Otra vez te llaman de RRHH? Sí, hijo, sí. A ver que se cuece. Yo estoy fatal de la alergia, me estoy quedando sin pañuelos de papel. ¿Es eso una persona sonándose? Hola, ¿qué tal? Tenemos otra tarea a realizar. Es la cuestión de las fotos, que hay que ordenarlas y colgarlas en álbumes públicos. Vale, explícamelo y me pongo cuando tenga un hueco pero muchas cosas pides tú. Bueno, si tú no puedes se lo puedo pedir a él… No, la cuestión está en que a ver si en lugar de tanto pedir nos invitas un día a un café. ¿Me has traído la mercancía de hoy? Sí, ¿cómo te la hago llegar? ¿Te subo un pen? Vale. A ver si te paso el enlace para que descargues tú mismo los episodios de Cougar Town. ¡Que dice la Courtney Cox que está mayor! ¡Ya quisiera yo llegar así a su edad! Yo no digo nada, que luego todo se sabe, pero ese huevo quiere sal. ¡Verídico!


Cantan Fito y los Fitipaldis “Un día la suerte entró por mi ventana / Vino una noche se fue una mañana / Quizás solamente me vino a enseñar / Que Viene y Va…” La suerte, en mi caso, entró un día de otoño que, al mirar a través de las ventanas del autobús, parecía puro invierno. Un día en el que el autobús me dejó al otro lado de la Castellana. Un día frío y gris en el exterior, inversamente proporcional al calor y al color de las personas que trabajan en el interior. La segunda acepción de la palabra “placer” que ofrece el diccionario de la RAE es la siguiente: “Satisfacción, sensación agradable producida por la realización o suscepción de algo que gusta o complace.” Ha sido un auténtico placer compartir con todos y cada uno de vosotros, todos y cada uno de los momentos vividos durante el último año y siete meses. Después de tantas experiencias compartidas, un par de cosas. La primera, muchas gracias por todas ellas. La segunda, que aún formando parte ya del pasado, mi formación en Historia me ayuda a entender que el pasado no está nunca detrás, está dentro. Dentro de mí y dentro de ti. Viene y Va.


Ahora dale al play y disfruta, hasta el final del vídeo, del directo de Fito & Fitipaldis. El tema, Viene y Va.

Hasta el próximo lunes.

No hay comentarios: