lunes, marzo 30, 2009

Encima

La de hoy es la tercera de cuatro entregas que empiezan y acaban con un adverbio. El adverbio, en realidad, es lo de menos. Lo de más es lo que va entre (preposición) ambos adverbios. Los textos, al igual que la vida misma, te obligan a incluir – de vez en cuando – algunos paréntesis (sustantivo y signo ortográfico al mismo tiempo). Madurar (verbo) es una acción que, a la vista de vuestros comentarios, en algunos casos se ejerce conscientemente, en otros casos, sin ser consciente de ello. ¿Estado intermedio de maduración? La generación nacida en los 60 y 70, al igual que los plátanos, presentan dicho estado intermedio en su punto de maduración. Ni verdes ni pochos. Mejor con algunas motitas negras. En cuanto a la relación entre matrimonio y madurez, no creo que sean conceptos que vayan unidos. Hay personas solteras muy maduras y personas muy casadas poco maduras.



Bienvenidos a la low modernidad. Primero llegó la modernidad, imponiendo la razón como norma social. Después llegó la posmodernidad, oponiéndose a la modernidad mediante el progreso y la crítica a las manifestaciones artísticas. Ahora es el momento de la low modernidad. Vestimos unos pantalones y camisetas compradas en HM, nos tomamos el café alrededor de una mesa LACK comprada en IKEA, volamos a países de (casi) todo el mundo a precios muy bajos, comemos un sándwich, una ensalada o una hamburguesa en un restaurante de comida rápida… Acudimos a HM, IKEA o VIPS siendo conscientes de las limitaciones de los productos que compramos. Además, si el pantalón encoge, la mesa LACK se rompe o la hamburguesa no está lo suficientemente buena, nos compramos otro pantalón, otra mesa u otra hamburguesa. Sin embargo, nos acostamos con un chulazo al rato de conocerle y, encima, asumimos, como personas maduras, que nos vamos a casar con él y que dicha relación va a durar toda la vida.

Ahora dale al play y disfruta del directo de Madonna. El tema, “Give it to me”.



Hasta cualquier lunes de estos.

lunes, marzo 23, 2009

Después

“Chico, es duro madurar (…) Necesitas más (…) Necesitas amor (…) No tienes que ser guapo pero ayuda” Así empieza – y continúa – el último single de Pet Shop Boys, “Love”. Peter William y Celestino Deleyto, autores del libro “La Comedia Romántica de Hollywood de los 80 y 90”, se remontan a un grupo de poetas franceses del siglo XI para definir lo que entendemos bajo el concepto de amor. Nueves siglos más tarde, el amor sigue – ahora en las comedias románticas – irremediablemente unido al matrimonio. En otras palabras, sin matrimonio no hay amor. En los ochenta, “Splash” y “Armas de mujer”. En los noventa, “Cuatro bodas y un funeral”, “La boda de mi mejor amigo”.

“Los Baldrich”, novela publicada recientemente por Alfaguara, cuenta la historia de una familia acomodada en la Barcelona de posguerra. Su autor, Use Lahoz, afirma: “Madurar es un golpe bajo que te permite irte a vivir al campo, dejar de salir por la noche, hacer cenas y concentrarte en escribir.” Los humanos, protagonistas de esta novela que es la vida reciben bastantes golpes bajos. Algunos de ellos, los encajan. Otros tantos, no lo hacen. Use Lahoz nace en 1976 y, a la vista de su afirmación y del resultado de su trabajo, sí ha madurado. Quien escribe estas líneas nace en 1976 y, en base a estas mismas líneas, no sabe todavía qué quiere ser de mayor.

¿Qué tienen en común el hecho de madurar, el matrimonio y el momento en el que el reloj marca las tres de la madrugada cuando estás en un bar de copas? El punto de no retorno. Cuando conscientemente tomas la decisión de madurar, ya nunca volverás a ser un adolescente. Cuando decides compartir tus proyectos y tus fracasos de vida con otra persona, ya nunca volverás a ser el mismo. Cuando son las tres de la madrugada, te acabas de tomar la tercera copa y decides no retirarte y continuar hasta el amanecer, ya nunca más tu hígado volverá a ser el mismo. Cierra los ojos y visualiza el momento en el que conscientemente maduraste. Lo que más me aterra al visualizarlo no es el momento en sí sino lo que viene después.

Ahora dale al play y disfruta del último single de Pet Shop Boys, “Love”, en el mercado desde el pasado lunes 16 de marzo.



Hasta cualquier lunes de estos.

lunes, marzo 09, 2009

Antes

Pablo mulle la almohada al tiempo que Sato, el galgo blanco con el que convive desde hace tres años, se mete en el cesto para dormir. Pablo se descalza mientras repasa la actividad del día. El taxi llegó cinco minutos antes de lo previsto. Le dijo al taxista que esperara unos minutos. Bajó las maletas y volvió a subir a casa. Un último vistazo, pensó. Todavía era de noche, pero no pudo evitar levantar las persianas. La casa se quedaba sola, sí, pero quería que el sol entrara por las ventanas al amanecer, como todos los días. Qué estupidez, pensó. “Sato, nos esperan unas cuantas horas de vuelo y allá donde vamos, muchos nos preguntarán qué pasó antes.”

Fotografía "Class Divider" de Leopold Kessler
Jon llega al aeropuerto. Le esperan unas cuantas horas de vuelo y de trabajo. Jon espera, sentado, a sus compañeros de vuelo, con la tranquilidad de quien espera el metro. Será la inercia, piensa. Hoy se encarga de business. Jon le da la bienvenida a cada pasajero, momento en el que aprovecha para observar detenidamente los rostros de los pasajeros. Bienvenidos a bordo. Hoy les ofrecemos, como comida de bienvenida, foie de cangrejo con eneldo. Coca cola zero para la señora del 1A, agua con gas para el joven del 3A que viaja con el galgo que va en la bodega. Jon le pide a María que averigüe adónde viaja con tanto equipaje, que averigüe qué ha sido de su vida antes.


Fotografía "Class Divider" de Leopold Kessler

Cada experiencia vivida es una línea entre dos puntos, entre dos momentos. Los puntos de la línea son: un sueño, un recuerdo, la ilusión de una mañana de ayer, la estrella fugaz a la que le pediste un deseo, un arco iris repentino, las manos de los amigos… Son los puntos que configuran nuestros caminos, nuestro mapa. El mapa donde las personas nos conocemos, nos tocamos, nos queremos, nos odiamos. El mapa se convierte en una pieza importante del rompecabezas de nuestra vida. Cada camino recorrido es una línea entre dos puntos, entre dos momentos, entre un antes y un después.


Dale al play y disfruta de la voz de Esperanza Spalding con su tema “Overjoyed” en el primer concierto organizado por Barack Obama en la Casa Blanca.



Hasta el próximo lunes.

lunes, marzo 02, 2009

Servidumbre

Extremadura, Finca La Buitrera, 1959. Canela se para ante la verja. Demetrio se baja de la mula, abre la verja y entran en la finca La Buitrera. Canela, la perra, corre hacia el erial. Demetrio sostiene el cigarrillo mientras el balanceo de la mula le lleva hasta la casa. Antes de llegar, Canela empieza a ladrar y a correr hacia la verja. Manuel, el vecino de finca, atraviesa la finca de mi abuelo para llegar a la suya. Artículo 564 del Código Civil: “El propietario de una finca o heredad, enclavada entre otras ajenas y sin salida a camino público, tiene derecho a exigir paso por las heredades vecinas, previa la correspondiente indemnización.” Servidumbre de paso.

Alguna ciudad europea, Festival de Eurovisión, 2010. Más de veinte cantantes esperan en sus camerinos. Algunos con más ropa y más nervios. Otros con menos ropa y más posibilidades de ganar. ¿Canción Eurovisiva o Balada? ¿Gran puesta en escena o calidad musical? Por favor, aparquen los debates que no ayudan a ganar el festival. Para ganar, hay que enseñar cacha. Ganar el Festival de Eurovisión te obliga a organizarlo al año siguiente. Tengo una buena y una mala noticia. En realidad, ambas noticias son la misma. El próximo año España no organizará el Festival de Eurovisión. Servidumbre forzosa (que nos vamos a ahorrar).

Madrid, centro financiero Azca, 2009. Azca es una zona de Madrid compuesta por torres de oficinas y pasadizos subterráneos que comunican los edificios. El Corte Inglés ocupa parte importante de Azca. El centro comercial se extiende, a modo de tentáculos, por pasadizos y torres de edificios. Atravesar Azca sin perderse es, en ocasiones, complicado. En otras, imposible. Ocho de la mañana y El Corte Inglés abre una de sus puertas. Artículo 565 del Código Civil: “La servidumbre de paso debe darse por el punto menos perjudicial al predio sirviente (…) y por donde sea menor la distancia del predio dominante al camino público.” Sí, las personas que trabajan en Azca ejercen sobre El Corte Inglés Servidumbre de Paso (del Siglo XXI.)

Dale al play y descubre la canción que representará a España en el próximo Festival de Eurovisión el próximo 16 de Mayo en Moscú. Título de la canción, “La noche es para mí.” Intérprete, Soraya.



Hasta el próximo lunes.