lunes, septiembre 24, 2007

Hombre blanco busca pareja y trabajo

Pareja. Lunes 17 de septiembre. “¿Hace muchos días que no ves a tu vecina?” me pregunta Juan, el portero. Sí, hace días. Es silenciosa, pero siempre la oigo en la cocina o la veo tendiendo la ropa. Juan insiste: “Hace días que no saca la basura a la puerta.” No sé qué pensar, Juan… Espera un momento. Roko hace días que al pasar olisquea mucho y ladra en su puerta. “Llamaré a su sobrino mañana” remata Juan. Martes 18 de septiembre. Juan llama insistentemente al sobrino de mi vecina durante todo el día. Nadie responde. Hacia las nueve de la noche llama al 112. Diez minutos más tarde, dos coches de la policía nacional, cuatro motos de la policía local, un camión de bomberos, una ambulancia del samur y otra del samur social ocupan la calle. Diez hombres uniformados escoltan la puerta de mi casa. Los bomberos deciden entrar en la casa por una ventana entreabierta ante la imposibilidad de abrir la puerta. Desde dentro, dos bomberos abren la puerta, salen y nos confirman que nuestra vecina ha muerto, en la cama, sola. Días más tarde, paseo con Roko. Dos vecinas se acercan. “¿Te has enterado de la muerte de tu vecina?” Sí, me he enterado… “¡Claro que lo sabe, mujer!” afirma la otra vecina, antes de rematar diciendo “Me han dicho que fue su perro, Roko, quien descubrió el cadáver.”

Poet in process tocan el tema Why.



Trabajo. Jueves 16 de agosto. “¿Existe algún servicio de orientación profesional para desempleados?” pregunto por tercera vez en la oficina de empleo. Sí, existen unas tutorías personalizadas en las que te orientan sobre todos los instrumentos para la búsqueda de empleo y, en función de tu currículo te asesoran sobre tu carrera profesional. ¿Cuándo podrían atenderme? Uf… Deja tus datos y hasta finales de septiembre nada… Ahora en verano casi ningún servicio funciona. Martes 4 de septiembre. Son las dos de la tarde y me registro en la enésima oferta de trabajo de formador, trainer, assistant o coach. Dos horas más tarde suena el teléfono. ¿Cuándo podría tener una entrevista con nosotros? Miércoles 5 de septiembre. Once de la mañana. Buenos días, siéntese. Once y cinco minutos. Nos pondremos en contacto con usted hoy mismo. ¿Cuándo podría tener una segunda entrevista? Jueves 6 de septiembre. Once de la mañana. Buenos días, ¿quiere un café, un zumo? Hoy mismo le comunicaremos si finalmente ha sido seleccionado. Viernes 21 de septiembre. Suena el teléfono. ¿Diga? Le llamo de la oficina de empleo para la tutoría… ¿Sigue en desempleo? Pues la tiene el lunes a las 11. En la actualidad estoy haciendo un curso por las mañanas de Inglés para los Negocios… ¿podríamos concertar otra cita? Pues no sé si va a poder ser…

Leopardo no viaja performativizan el tema El butanero.



Hasta la próxima semana.