miércoles, julio 04, 2007

Verano de... 1987

- Una pieza de carne a la semana, tal como recomienda La Blogola del Verano me parece escasa…
- Perra, eres una ansiosa…
- Seguro que José Luis se zampa más de una pieza al día…
- ¡Esa sí que es una perra!
- Esto es como lo de las cinco piezas de fruta al día, ¿alguien se las come?


Verano de… 1987

Van a hacerme una foto… me voy a tapar los ojos. Hoy he cumplido once años y he pasado el día junto a mis padres, mis hermanas, mi abuela, mis tíos, mis primos… Mi prima Antonia se ha casado el día de mi cumpleaños así que he tenido la tarta de cumpleaños más grande de la historia. Le digo a mi madre – que ha hecho la ropa que llevo – que no me gustan los pantalones de pinzas. Mi padre lleva unos con pinzas y mis tíos también. No creo que me gusten este tipo de pantalones cuando sea mayor. Siempre creí que el día en el que cumples años la Tierra se acordaría de mí y haría que pasara algo muy especial. Hoy cumplo once años y, al ver que al margen de mi cumpleaños, existen otras celebraciones. ¡Incluso en la misma familia! Me pregunto cómo será mi cuerpo cuando tenga diez años más, veintiuno. ¿Y cuando tenga veinte años más? ¡Treinta y uno! ¡Qué mayor! Creo que voy a seguir con los ojos tapados…

Rubí: Amor Prohibido, por Mijita Malaleshe

La sintonía de la primera blogonovela de la historia, Amor Prohibido de Selena



Capítulo 1 (léase con acento mexicano)

Mario Jesús Alberto dejó su pueblo y a su familia en busca de su amol, Victoria Patricia Rubí, una chica de ciudad con un pasado tormentoso a la que conoció en verano en la piscina municipal y con la que tuvo un romance intenso y pasional, al que ella puso fin de repente sin ningún motivo aparente. Mario Jesús Alberto no podía entender que aquel amol veldadero pudiese acabar así, sin ninguna explicación ni motivo. Así que se dispuso a buscar al amol de su vida, Victoria Patricia Rubí, en la gran ciudad, sin más señas que la descripción de unas vistas, las que Victoria Patricia Rubí le había explicado que veía desde su apartamento en las tristes noches de invierno. Pero una amiga de Mario Jesús Alberto, que siempre había estado enamorada de él en secreto, Maria de la Consolación, furiosa y dolida por el veranito que le hicieron pasar los dos con sus acalorados abrazos y apasionados besos (léase “enganchaos to el puto día”) se propuso que ese encuentro nunca jamás fuera posible…

Y en el próximo capítulo…

Aquellos que quieran que Maria de la Consolación se salga con la suya y Mario Jesús Alberto no consiga dejar el pueblo que escriban CONSOLACIÓN; aquellos que prefieran que Mario Jesús Alberto llegue a la ciudad en busca de su amol, Victoria Patricia Rubí, que escriban RUBÍ.
No me malinterpreten 第1章, por Fernandito y Yoshikín

Señoras y señores, a partir de hoy, y si a José Luis le sale de los cojones, les entretendré con curiosidades inútiles relacionadas con el lejano oriente y mi breve experiencia en ese país. Hoy presentamos Mariliendres y Japón. Las cosas que tiene el lenguaje, que dos cuestiones tan lejanas parezcan tan parecidas... Será cosa de los portugueses o los jesuitas misioneros. A partir de ahora, en esta sección, tendremos en cuenta que el Japón de hoy en día, en lo que a moralidad respecta, está tan evolucionado como España hace 30 años en una gran capital. Dos hombres de la mano sólo conseguirán escupitajos y aceras vacías para caminar; y de las mujeres ni hablemos... Pero gays los hay, claro, y transexuales, también llamados okama (おかま, olla de arroz) lo mismo. Mientras en Filipinas, un okama está integrado en la sociedad y puede trabajar en un banco o cualquier sector, en Japón, al igual que en España, están escondidos en ciertos okama bars si no es en la calle ejerciendo la carrera. ¡Que levante la mano aquel cuya madre no ha sido o es mariliendre! Ningún amigo hetero, sólo afeminados a los que ve en la peluquería... o en ciertos bares. Como hace 30 años. Lo mismito ahora y siempre. No me pregunten por qué les llaman olla de arroz, pero a la mariliendre nipona la llaman okoge (léase ocogue, おこげ, el arroz quemado que se queda pegado en la olla). Curiosidades de todo a 100 que hacen de este mundo algo pequeño y tonto. Perdonen que no profundice, mi inteligencia no llega a más. Como mucho les dejo con unos links de interés.

Homosexualidad según Wikipedia
Okoge, la película
Tokyo goodfathers
Manji
Feliz semana, vosotros, orgullosos.

Tormenta de Verano de… 1987

Tema, La Isla Bonita. Intérprete, Madonna.



Hasta la próxima semana.

7 comentarios:

Maria Teresa Esmeralda dijo...

CONSOLACIÓN

Que se joda Mario Jesús Alberto... lo suyo fue sólo un calentón piscinero y Victoria Patricia Rubí lo sabe y por eso se ha largado a la ciudad... porque Mario Jesús Alberto es un pueblerino que lleva calcetines blancos y un cordón de oro al cuello y Victoria Patricia Rubí, que es muy fina, no puede consentir que se presente a lo Paco Martínez Soria con las gallinas saliéndose del cesto!

Un viva por Maria de la Consolación que es mala malísima y rubia teñida!

Ea!

Mijita dijo...

Querida Maria Teresa Esmeralda, ¿por qué tu quieres que Mario Jesús Alberto no se reuna con su amol, mija? Si no sale del pueblo, pues, como que se acaba la historia vistes?

marisabel dijo...

Verano del '87!, uf! cuantos recuerdos! Fue el año que empezó todo. Tu padre nos vio a las tantas de la madrugada charlando en la cruz de los caídos de la Iglesia, allí estuvimos hasta que amaneció...

Por cierto: CONSOLACIÓN
Yo también quiero que se queden todos en el pueblo haciendo calceta o croché en plan "Vent del Plà",y qué vuelva Victoria Patricia Rubí de la ciudad a meter cizaña, que si no no mola!

La negra flor dijo...

Qué hortera Madonna!! Qué poca clase!! A quién se le ocurre mezclar los latin kings con un vestido de faralaes de color rojo pasión!!! Y la melena del guitarra, que parece postizo!!

En fín, todos teníamos muy mala pinta el verano de 1987... fue el año que dejé la egb para ir al instituto y la verdad es que el cambio me vino estupendamente... en plan "Cambio radical" colgé los vestiditos que me hacía mi mamá para ir en tejanos todo el día, pero durante el verano todavía iba combinando las dos prendas... un desastre de glamour... todavía llevaba melena larga y en septiembre me la corté...
Ah! fue el verano del primer rollete!!!

Maria Teresa Esmeralda dijo...

Porque aquí la verdadera prota es Maria de la Consolación que va a dar muuuuucho de sí...
Maria de la Consolación tiene en su poder un secreto que hará temblar los cimientos del polideportivo del pueblo y que es clave en la relación entre Victoria Patricia Rubí y Mario Jesús Alberto...
no te digo más, mijita...

marife dijo...

Para cuándo el 2º capítulo de Rubí???????

marisabel dijo...

Eso,eso, para cuando???? que estamos enganchadas!